viernes, 25 de marzo de 2016

Encontrarnos sin sabernos

Acompañame al misterio de encontrarnos sin sabernos.

Sin palabras
Sin atrezzo
Sin nada

Solo tú y yo
Piel contra piel
Congelándonos en el tiempo y deshaciendo el hielo con la primera mirada, caricias convertidas en sudor, fuego y fulgor y si respiramos será sólo para seguir suspirando, amando, revolviendo lo imposible, que la cama no extrañe el movimiento de ayer y que las ropas no nos hagan falta.

Que el tiempo se pare
Que el mundo se olvide de nosotros
Que nos olvidemos del tiempo y el mundo.
Que el tiempo eres tú y el mundo solo tú y yo y el ímpetu de nuestros cuerpos.

Y las confidencias al final del éxtasis de aquel día y de los siguientes...

Si me acompañas...
Sólo eso...

Sara Gómez Mendiguchía