sábado, 1 de agosto de 2015

No es suficiente

Me quemas en las manos
Me quemas en el corazón
Mis pupilas arden
Mi piel arde
Y no hay suficiente lluvia
para apagar este fuego

Me detengo en esta calma
En esta tarde de lluvia
Dejo que cale mi alma
Respiro la paz de esta lluvia fina
que  todo empapa
que todo envuelve
Detiene el tiempo
Pero no me apaga
No lo apaga
Y ardo por dentro
Y la lluvia no llega
a mi alma...
No es suficiente
No lo es...

Sara Gómez  Mendiguchia