jueves, 15 de diciembre de 2016

¿POR QUÉ?

Tengo tanto dolor que no puedo poner orden a mis pensamientos.
No sé dónde está el principio ni el final.
Ya no sé en qué lugar me encuentro.
Hay tanta contradicción en mis pensamientos que ya no me sale escribir...no me sale.
Ni soñar.
Ni volar.
Ni reír.
Ni mirar.

Sólo llorar.
Pensar.
¿por qué? ¿por qué? ¡¿por qué?!
Y no encontrar respuestas,
Ni nada que calme está angustia que se ha instalado en mi alma.

Sara G. Mendiguchia