martes, 29 de septiembre de 2015

Y si un día. ..

Y si un día
Uno como hoy
Mis manos se niegan a escribir
Y si un día
Uno como hoy
Mi alma se cierra a cal y canto
Y mis sentimientos se niegan a ser expresados
Y emociones deciden esconderse y dejar de mostrarse
Y mis ojos ya no quieren decir nada
Y mi mente se enmudece
Y dejara de exhibir esta carne mía llena de heridas y de cicatrices, de costuras sin terminar, de caricias no recibidas, de besos pendientes que no llegan, de sueños rotos, de incertidumbres y certezas.
Y si un día
Uno como hoy
Dejo de escribir con la tinta de mis venas, con el alma abierta de par en par, con las mariposas que inundan mi vientre, con la piel que es esclava de mis sensaciones y disparo contra las voces de mi cabeza que no callan ni siquiera en las noches que consigo dormir. Estas voces que provocan e inspiran a mis manos que plasman  en tinta los ecos que resuenan cada día.
Y quizá un disparo certero acabe con ellas
y ya no haya ecos que escribir.

Sara Gómez Mendiguchía